Cemento Cruz Azul implementa éste programa que tiene como objetivo aprovechar el agua en las temporadas de lluvia, a través de un sistema que permite interceptar, colectar y almacenar el agua en depósitos a cielo abierto, para ser utilizada en el subproceso de molienda de cemento, evitando la extracción del vital líquido de los mantos freáticos, beneficiando así a las comunidades vecinas.

CYCNA de Oriente, una de las cuatro plantas cementeras, ubicada en Puebla, adopta esta iniciativa debido a que no se cuenta con pozos de extracción de agua, por lo cual la idea de captar el agua pluvial surge en 2006.

La planta CYCNA de Oriente cuenta ahora con una totalidad de 3 estanques de almacenamiento de agua pluvial; la N° 1, con una capacidad de 25,000 m3, la N° 2 y 3, con capacidad de 35,000 m3 cada una.

En 2018, el 61.76% del agua usada en planta fue producto de lluvia.

De esta manera continuamos beneficiando año con año a las comunidades de nuestro alrededor que consumen agua de estos mantos.