fbpx
01800 999 AZUL (2985)

Nuestro

Cemento

En Cemento Cruz Azul nuestro eje principal es la fabricación y comercialización de cemento, cuidando siempre cada detalle del proceso de fabricación con el objetivo de mantener nuestros más altos estándares de calidad.

Nuestra marca se ha logrado consolidar por más de 130 años, fabricándose en sus cuatro plantas industriales (Hidalgo, Oaxaca, Puebla y Aguascalientes) y cumpliendo con la normatividad nacional e internacional que exige certificaciones tanto en sus procesos como en el producto mismo.

Cuenta con tecnología de vanguardia para la fabricación del cemento, poniendo especial atención en la implementación de equipos y sistemas para minimizar los impactos ambientales.

Cemento Cruz Azul Empresa 100% Mexicana.

El control de calidad se realiza en cada etapa del proceso de elaboración del cemento, tanto en las diferentes materias primas principales como en los agregados de los diferentes tipos de cemento, dando cumplimiento a nuestra política de calidad.

Etapas de producción del Cemento

1.- Explotación de yacimientos: Se realiza mediante un proceso de barrenación en el cual se determina la composición físico-química de los materiales, así como la estimación de las reservas.
2.- Trituración: El material se tritura por medio de un mortero cónico, mediante impactadores de barras que lo reducen paulatinamente hasta alcanzar un tamaño máximo de 3 cm de diámetro para poder llevarlo mediante un transporte por bandas o por camiones hacia la prehomogenización.
3.- Prehomogenización: El material se recibe en el almacén de prehomogenización, se corta mediante un rastrillo que hace resbalar las piedras homogéneas hacia una tolva por medio de elevadores y se entrega al Departamento de Dosificación.
4.- Dosificación: Cada una de las materias primas (caliza, arcilla, pizarra y hematita) se transporta a una tolva de almacenamiento, donde se dosifican las cantidades exactas y se depositan en una banda transportadora.
5.- Molienda de harina cruda: Las materias primas ahora pasan por un proceso adicional de reducción de tamaño. Con un molino vertical de rodillos de alta presión se pulveriza el material hasta convertirlo en harina cruda.
6.- Homogenización: La harina pulverizada se traslada a silos de homogenización en cuyas cámaras intermedias, mediante aire a diferentes presiones y descargas de material, se logran reunir partículas semejantes entre sí. Una vez homogenizada, la harina cruda pasa a la Unidad de Calcinación.
7.- Precalcinación-calcinación-enfriador: Se lleva a cabo en un horno rotatorio, en cuyo interior se alcanzan temperaturas de 1,500 grados centígrados. Mediante un proceso físico-químico, la harina cruda se transforma en un compuesto hidráulico, denominado clinker.
8.- Molienda de cemento: Al clinker se le agrega puzolana o caliza para obtener los diferentes tipos de cemento, con la finalidad de retardar el tiempo de fraguado se le suma el yeso. Estos materiales se reducen en molinos verticales para obtener el Cemento Cruz Azul que tú ya conoces.
9.- Silo de almacenamiento: Los diferentes tipos de cemento son almacenados en tolvas de concretos, listas para el envasado.
10.- Envase: Los cementos Tipo II y Albañilería son envasados en sacos de 50 kg y el Blanco en sacos de 25 kg o bien, dispuestos para manejarse a granel.
11.- Embarque: Los sacos de cemento son paletizados para posteriormente cargarlos a las unidades de trasporte.

Etapas de producción

Se realiza mediante un proceso de barrenación en el cual se determina la composición físico-química de los materiales, así como la estimación de las reservas.

Trituracion

El material se tritura por medio de un mortero cónico, mediante impactadores de barras que lo reducen paulatinamente hasta alcanzar un tamaño máximo de 3 cm de diámetro para poder llevarlo mediante un transporte por bandas o por camiones hacia la prehomogenización.

El material se recibe en el almacén de prehomogenización, se corta mediante un rastrillo que hace resbalar las piedras homogéneas hacia una tolva por medio de elevadores y se entrega al Departamento de Dosificación.

Cada una de las materias primas (caliza, arcilla, pizarra y hematita) se transporta a una tolva de almacenamiento, donde se dosifican las cantidades exactas y se depositan en una banda transportadora.

Las materias primas ahora pasan por un proceso adicional de reducción de tamaño. Con un molino vertical de rodillos de alta presión se pulveriza el material hasta convertirlo en harina cruda.

La harina pulverizada se traslada a silos de homogenización en cuyas cámaras intermedias, mediante aire a diferentes presiones y descargas de material, se logran reunir partículas semejantes entre sí. Una vez homogenizada, la harina cruda pasa a la Unidad de Calcinación.

Se lleva a cabo en un horno rotatorio, en cuyo interior se alcanzan temperaturas de 1,500 grados centígrados. Mediante un proceso físico-químico, la harina cruda se transforma en un compuesto hidráulico, denominado clinker.

Al clinker se le agrega puzolana o caliza para obtener los diferentes tipos de cemento, con la finalidad de retardar el tiempo de fraguado se le suma el yeso. Estos materiales se reducen en molinos verticales para obtener el Cemento Cruz Azul que tú ya conoces.

Los diferentes tipos de cemento son almacenados en tolvas de concretos, listas para el envasado.

Los cementos Tipo II y Albañilería son envasados en sacos de 50 kg y el Blanco en sacos de 25 kg o bien, dispuestos para manejarse a granel.

Los sacos de cemento son paletizados para posteriormente cargarlos a las unidades de trasporte.

Conoce nuestros tipos de cemento

Cemento Tipo II

Es ideal para toda obra que requiera mayor resistencia al ataque de ambientes agresivos, suelos salitrosos, aguas negras y cercanía al mar.

Cemento de Albañilería

Ideal para colocar azulejos y mosaicos y elaborar aplanados o enjarres, para pegar piedra, tabique, block, tabicón, celosías y más.

Cemento Blanco

Proporciona acabados, durabilidad y blancura perfectas para tu construcción, puedes emplearlo solo o con adición de colorantes.